Enseñar música a los niños es una gran experiencia: Rodolfo Santiago Cruz

[Primera parte]

En días pasados visitamos al maestro Rodolfo Santiago Cruz, un emprendedor musical que la mayor parte de su vida la ha dedicado a la enseñanza con los pequeños y a formar parte de varios proyectos musicales, de ahí que ha logrado cimentar una carrera artística muy sólida; su más reciente trabajo fue con el Ensamble de Música Tradicional Cantera Verde, donde el entrevistado de este día pone en juego toda su experiencia para darle vida a un género que estaba en el olvido, como es la música con salterio.

De entrada, manifestó que se siente muy halagado de ser músico, ya que desde los seis años de edad no ha hecho otra cosa que hacer música y a lo largo de su vida artística ha cerrado y abierto ciclos con diferentes propuestas musicales, enfocando su labor en el terreno cultural; por un tiempo realizó música con el Cuarteto de Jazz Nundayaa con un concepto diferente.

Desde luego que nacido en el corazón de la Mixteca, Rodolfo Santiago Cruz no podía olvidar sus raíces, y con el grupo Los Yamix, donde realizó una producción discográfica y recorrió varios escenarios de la República Mexicana, cosechó muchos logros, ya que esta música lleva la esencia de la música autóctona de su terruño.

En cuanto a compartir sus experiencias musicales con los niños y niñas, el maestro manifestó que para él ha sido muy importante, porque la música estimula el desarrollo integral de niños y jóvenes, es decir, el crecimiento de quien toma clases de música es emocional e intelectual, incluso físico, luego viene –abundo– se puede ver también la música cuando el niño o joven tiene talento, sólo se debe desarrollarla y potenciarla para que en un futuro lleguen a convertirse en excelentes músicos en diferente rama musical.

Agregó algo muy importante, como es el hecho de que se puede vivir del arte y se puede vivir bien; desde luego que, para eso, hay que trabajar bastante y proponer, sobre todo, en la cuestión pianística, para los niños es muy importante, porque van a desarrollar muchas habilidades y así más adelante lleguen a explorar y luego lo proyecten al público.

Respecto al tiempo que se lleva para que un niño toque sus primeras melodías, el entrevistado de hoy aseveró que antes que nada, todo depende de las ganas que tenga el niño, sobre todo, debe ponerse metas y esas metas traen implícita un buena disciplina para convertirlo en un niño con talento y disciplinado, y en un lapso de dos años ya está tocando algunas melodías básicas bastante aceptables, sobre todo, para un niño.

Por otra parte, al ser cuestionado de cuántos alumnos suyos ha continuado sus estudios, Rodolfo Santiago afirmo que muchos de sus alumnos, en los 25 años que lleva impartiendo clases en la Casa de la Cultura Oaxaqueña, ya se desempeñan en la música profesionalmente, esto de alguna manera destaca el trabajo que se desarrolla en la Casa de la Cultura Oaxaqueña, ya que muchos alumnos que iniciaron sus clases en este espacio se encuentran en grandes instituciones musicales trabajando, y recalcó que hay un joven que fue su alumno y actualmente es profesor en la Universidad de Aguascalientes, él es maestro de piano, y hay otro ex alumno que actualmente trabaja con diferentes artistas nacionales, y así como ellos hay varios que están destacando en otros lugares.