Realizan procesión de palmas en la parroquia de Juquila

Texto: Joel F. GÁLVEZ VIVAR

Fotos: Karol Joseph GÁLVEZ LÓPEZ

Agencia de Policía de Santa Teresa, Huajuapan de León, Oaxaca.- La parroquia de Juquila, ubicada en la jurisdicción de la agencia de Policía de Santa Teresa, realizó una procesión de palmas, además con el Santísimo Sacramento expuesta en su respectiva custodia, que llevaron consigo en sus hombres tanto hombres como mujeres de esta comunidad católica, perteneciente a la diócesis de Huajuapan de León, Oaxaca.

La caminata inició a las cinco horas de la tarde con treinta minutos, recorriendo sobre toda la avenida Paraísos con dirección de sur a poniente de la población, en aproximadamente un kilómetro, participando una multitud de fieles católicos, acto con el que se da inicio las acciones propias de la Semana Santa del 2019 en esta zona de la mixteca oaxaqueña.

Diversas alabanzas fueron entonadas por la feligresía durante el recorrido de la procesión, que fue encabezada por el párroco Germán España Ortiz, quien se vio satisfecho con la numerosa participación de católicos de esta comunidad. La procesión salió de las instalaciones del templo de Santa Teresa de Ávila, ubicada en las esquinas de las calles de sabinos y avenida paraísos, hasta doblar sobre tabachines para llegar al templo parroquial de Juquila.

Un puñado de monaguillos, religiosos y laicos comprometidos, participaron con mucha devoción y fe en estas acciones propias de la semana, recordando la pasión, crucifixión y muerte de Jesucristo, que llama además a la conversión de los hombres, para alcanzar la salvación de sus almas en esta vida terrenal.

Bajo los candentes rayos solares que cayeron a plomo en la humanidad de la feligresía que con ello, ofreció una verdadera petición en la hora crucial, cuando los rayos solares eran insoportables, puesto que se vivió una tarde muy calurosa, sin embargo el propio señor cura Germán España Ortiz, porto su vestimenta eclesiástica propias de su misión en el orden que marca las leyes eclesiásticas a este respecto.

Mientras avanzaba la caminata hacia el templo parroquial de Juquila, los cargadores de la custodia que aguarda al Santísimo Sacramento, fue relevado paulatina, puesto que también las féminas o laicas comprometidas, también tuvieron oportunidad de llevar sobre sus hombros a la celestial divinidad que por momentos se dejó sentir su presencia real en suelo mixteco de Santa Teresa como su fuese bajado del azulado cielo abierto, que por instantes impacto predomino sobre la feligresía de la comunidad de Santa Teresa, haciendo mover las almas de manera instantáneas.