Vuelve a Oaxaca

*La saxofonista María Elena Ríos, cumplió primera etapa del tratamiento para recuperarse

 

Óscar RODRÍGUEZ

 

El Secretario de Salud de Oaxaca, Donato Casas Escamilla, confirmó que la saxofonista María Elena Ríos, cumplió la primera etapa del tratamiento para recuperarse, después de que fue víctima de un ataque con ácido y fue trasladada al Centro Nacional de Investigación y Atención de Quemados, de la Ciudad de México.

Según el funcionario, la artista de origen mixteco se encontraba hospitalizada recibiendo atención y cuidados especiales en el nosocomio, cumpliéndose una primera fase de su recuperación, y dependiendo del tratamiento, regresará periódicamente a seguir viendo especialistas para su plena rehabilitación, ya que será sometida a mas cirugías.

Dijo que el Gobierno de Oaxaca ha habilitado el uso de la ambulancia aérea para facilitar los traslados.

El lunes por la noche salió del aeropuerto de Toluca a Oaxaca, donde fue recibida por médicos y enfermeras que ayudaron a su traslado a su natal Huajuapam de León, donde quedó al cuidado de médicos

En su oportunidad, Silvia Ríos, familiar y hermana de María Elena, precisó que por seguir delicada, seguirá bajo observación médica.

Afirmó que a finales de febrero regresará nuevamente a la CDMX para ser sometida a una nueva intervención quirúrgica.

Esperan que el GobiernoEstatal cumpla su compromiso de seguir apoyando con el costo de la recuperación y la atención médica, porque solo existió el acuerdo de palabra, “y ello nos preocupa porque no se les vaya olvidar”.

Su casa no tiene seguridad de ningún tipo, pero no se permite que algún familiar sea video grabado, temen sufrir represalias, porque advierten que por las denuncias que han hecho han sido sujeto de amenazas.

Es de mencionar que existe un proceso judicial en contra del presunto atacante y existe una orden de aprehensión en contra del autor intelectual de la agresión, el exdiputado priista Juan V. C. y también en contra de su hijo. El ex diputado sigue en calidad de prófugos de la justicia, ya buscado incluso por la interpol, porque existe una orden de búsqueda en todo el país.