El Instituto de Artes Gráficas de Oaxaca conmemoró 31 años

INBAL

Fundado hace 31 años por el pintor y promotor cultural Francisco Toledo, el Instituto de Artes Gráficas de Oaxaca (IAGO) se ha consolidado como un espacio en el que convergen artistas nacionales y extranjeros que han enriquecido la producción gráfica contemporánea a través del diálogo y el intercambio de ideas.

La Secretaría de Cultura y el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL) felicitaron al IAGO por sus 31 años de vida, que se cumplieron este 28 de noviembre. El espacio ubicado en un inmueble del siglo XVIII frente al Ex Convento de Santo Domingo, en el Centro Histórico de la ciudad de Oaxaca, ha logrado plena identificación y arraigo entre la población y la comunidad artística.

El IAGO cuenta con un museo dedicado a la gráfica, donde se han expuesto obras de artistas como Erasto Cortés, Giovanni Battista Piranesi, Jan Hendrix, Leopoldo Méndez, Marc Chagall, Pierre Alechinsky, Rufino Tamayo, Fernando Aceves Humana, Pablo Picasso, Giorgio de Chirico, Francisco de Goya y José Guadalupe Posada, entre otros.

Posee una biblioteca especializada en arte de estantería libre, lo que ha permitido que los usuarios se acerquen de manera directa a los textos y exploren su acervo, que asciende a más de 60 mil libros.

Resguarda, además, las bibliotecas particulares de Francisco Toledo, quién nutrió el acervo durante 30 años; la de Rufino Tamayo, quien inspiró este lugar; de Sergio Hernández y del poeta Víctor García, entre otros artistas que han donado sus libros para que estén al alcance de todas las personas.

A partir de la fundación del IAGO, surgieron espacios como la Biblioteca para Ciegos Jorge Luis Borges, que actualmente es administrada por la Fundación Alfredo Harp Helú Oaxaca y el Cineclub El Pochote, que tras haber cerrado sus instalaciones, conserva su archivo, que se encuentra en la Biblioteca del IAGO Juárez, inmueble donde se concentra un acervo de textos de literatura.

El IAGO Juárez fue inaugurado en 2010 y en su biblioteca se encuentran libros de: poesía, narrativa, ensayo, filosofía, psicología y música. También alberga la Fonoteca Eduardo Mata que fue creada en 1997.

Otro de los espacios del IAGO Alcalá es el taller El Alacrán, el cual surgió como una alternativa para crear publicaciones a menor costo. Actualmente las autopublicaciones son un recurso para difundir distintos proyectos editoriales. En este taller se cuenta con una máquina risográfica y una prensa para tipos móviles, con el objetivo de que los usuarios tengan las herramientas necesarias para poder publicar su trabajo.

El IAGO –recinto que generosamente fue donado por Francisco Toledo al Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura en 2015– cuenta con el apoyo de la asociación civil Amigos del IAGO, fundada por el maestro Francisco Toledo para desarrollar proyectos educativos y culturales en distintas regiones del estado de Oaxaca. A través de ésta, el artista plástico abrió espacios culturales como el Instituto de Artes Gráficas de Oaxaca (1988), el Centro Fotográfico Manuel Álvarez Bravo (1996), la Fonoteca Eduardo Mata (1997) y el Centro de las Artes de San Agustín (2006), entre otros sitios.

 

Concierto de aniversario

 

En el marco del 31 aniversario del recinto cultural, Pasatono Orquesta Mexicana (POM) presentó en el IAGO su disco Mitote, cuya producción fue apoyada por Francisco Toledo, la asociación Amigos del IAGO y el Centro Fotográfico Manuel Álvarez Bravo.