Vive apogeo cerámica oaxaqueña: Adán Paredes

César RITO/ Sucedió en Oaxaca

Fotos: Redes Sociales de Adán Paredes

 

(sucedióenoaxaca.com).- Para el escultor Adán Paredes Vera la cerámica que se trabaja en los Valles Centrales de Oaxaca vive su momento de apogeo, “tanto por el trabajo de comunidades y maestros del arte ancestral como por artistas, pintores, diseñadores, que llegan a las localidades a fundir sus piezas, se vive un momento sin referencias”.

Egresado de la Escuela Nacional de Antropología e Historia, donde estudió arqueología, alumno del ceramista Hugo X. Velázquez, en el Centro de Invención Permanente (Copac), el trabajo de Adán Paredes se relaciona con el desarrollo cultural de las comunidades de Oaxaca.

Considerado por la crítica como innovador en su disciplina, Paredes Vera informó que el Museo de Los Pinos, donde expuso recientemente –creado por la actual administración federal, en el espacio del Bosque de Chapultepec donde antes fungía la Casa Presidencial- adquirió tres de sus piezas: un zompantle del Día de Muertos, un grupo de migrantes y un mural.

En esta ciudad, durante las pasadas festividades de Muertos expuso en el Panteón Central un Zompantle grande, y una Cruz de Resina en el patio principal del Museo de los Pintores Oaxaqueños (MUPO).

Oaxaca va bien, recalcó, las comunidades y los maestros populares aportan a la técnica de la cerámica a alta temperatura, trabajo que se suma a la búsqueda de nuevas soluciones de artistas y diseñadores.

Adán Paredes considerado por la crítica especializada como impulsor del desarrollo de la cerámica, “la innovación técnica en las esculturas de Adán Paredes es producto de un trabajo constante donde la experimentación da vida a las obras que habitan en la mente del artista”, se puede leer en el Newsletter, Artistas y Artes.

“Uno aporta su granito de arena a las artes, y es grato observar que los beneficios de este auge llegan a las comunidades y a los maestros artesanos.”

Con una trayectoria de 36 años como ceramista y una residencia permanente de 20 años en Oaxaca, aseguró que en los últimos años “algo se detonó” en lo que se refiere al trabajo de la cerámica.

Su trabajo en las artes plásticas le permite favorecer con donaciones al acervo de museos de la localidad, así como apoyar el trabajo de maestros comunitarios en el uso de hornos tradicionales para el fundido de piezas artísticas.

Adán Paredes fue entrevistado el fin de semana en el Museo de los Pintores Oaxaqueños, del cual ha sido donante, durante la apertura de la exposición Toledo-Monsiváis.

 

————–